EL GRUPO MUNICIPAL SOCILISTA DE ZAFRA CREE NECESARIO EL REFUERZO DE LA FINANCIACIÓN PÚBLICA DESTINADA A LA AYUDA ALIMENTARIA DE LAS PERSONAS MÁS NECESITADAS.

En el día de ayer el Grupo Municipal Socialista dio entrada a una moción para que el PP de este Ayuntamiento inste al Gobierno de España a reforzar la financiación pública destinada a garantizar el desarrollo y aplicación del Programa Europeo de Ayuda Alimentaria a las personas más necesitadas.

 

Disponemos de una serie de indicadores sociales que nos llevan, inevitablemente, a la conclusión de que, además de la crisis económica, las políticas de recortes llevadas a cabo por los Gobiernos del PP están contribuyendo a ampliar la desigualdad social.

 

Los recortes de derechos en sanidad, educación y política social están golpeando duramente a miles de familias extremeñas que necesitan de organizaciones humanitarias como apoyo a su alimentación.

 

Es inadmisible que, debido a los numerosos recortes en las subvenciones para la atención al colectivo de personas con discapacidad, los usuarios tengan que esperar eternamente el pago de las prestaciones que tienen reconocidas por la Ley. Entre 2011 y 2014 se ha reducido un 32,7 por ciento la partida de los Presupuestos Generales del Estado destinada a la atención a la Dependencia. A esto  se le añade una rebaja del 63 por ciento en el Plan Concertado de Servicios Sociales.

 

Así mismo, la Reforma Laboral impuesta por el Gobierno de Rajoy ha dejado en la calle a miles de personas, abocándolas a una situación de pobreza o exclusión social.

 

Ante esta dramática situación, desde nuestro Partido pedimos que se refuerce la financiación pública destinada a los bancos de alimentos, a través de la Unión Europea, de los Presupuestos Generales del Estado y de los Presupuestos propios de cada Municipio. Entendemos que no se debe recurrir a la “caridad” individual, puesto que es obligación de los gobernantes garantizar las necesidades básicas de su ciudadanía, en el marco de políticas de cohesión para la inclusión social y el apoyo a los Servicios Sociales de integración prestados por las Administraciones Públicas y entidades asociativas colaboradoras para la atención de los colectivos afectados.

 

Consideramos que es extremadamente necesario que las instituciones públicas pongan en marcha iniciativas de este calado, vitales para una Región como Extremadura en la que uno de cada tres demandantes de empleo no encuentra trabajo y donde hay casi 60.000 desempleados y desempleadas que no reciben ningún tipo de prestación.

 

Uno de los instrumentos con los que cuenta el Gobierno de España es el Plan de ayuda alimentaria a los más necesitados (PEAD), establecido por la Unión Europea.

 

En el Plan del año 2013 la asignación correspondiente a España ascendió a 85,6 millones de euros. El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente a través del Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA), responsable de la ejecución del Plan, compró mediante un procedimiento de licitación un total de 80 millones de kilos de alimentos: aceite de oliva, legumbres (lentejas y garbanzos), arroz, leche UHT, queso, macarrones, harina, galletas, fruta en conserva sin azúcar añadido, judías verdes en conserva, tomate frito, cereales y comida infantil. Esta cesta de 14 productos, de fácil transporte y almacenamiento, poco perecederos y, sobre todo, de carácter básico, permitía paliar en parte las necesidades básicas alimentarias de una persona o de una familia.

En 2013 Cruz Roja Española y la Federación Española de Bancos de Alimentos (FESBAL), designadas por el FEGA, distribuyeron en todas las provincias el total de los alimentos, atendiendo a más de 2.000.000 de personas cuya situación económica o familiar de necesidad, les impedía adquirir alimentos de forma regular.

 

Para el Plan 2014 el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente a través del FEGA, ha comprado solamente 9 productos, reduciéndose significativamente la calidad y variedad de la cesta básica de años anteriores. Productos tan necesarios como el aceite, garbanzos, queso, la fruta en conserva o los cereales infantiles. Además, numerosas organizaciones están denunciando una importante merma en la cantidad de alimentos repartidos.

 

El Plan de ayuda alimentaria para 2014 debe proporcionar a sus beneficiarios una cantidad y calidad de productos básicos suficientes para cubrir sus necesidades.

 

Los Gobiernos del PP tienen la oportunidad de rectificar sus políticas de recortes, porque sólo tienen efectos negativos y devastadores. Unos recortes brutales, precisamente cuando peor lo están pasando las familias y los colectivos más vulnerables.

 

Desde el PSOE apelamos a su responsabilidad y sensibilidad para que no se sigan rebajando los fondos públicos.


Descarga
REFUERZO DE LA FINANCIACIÓN PÚBLICA DESTINADA A LA AYUDA ALIMENTARIA DE LAS PERSONAS MÁS NECESITADAS.
mocion 22-09-14.pdf
Documento Adobe Acrobat 7.0 MB